30 DAYS OF GOOD KARMA

2

Cada vez presto más atención a la parte no visible de mi vida. Me explico: la cara visible de mi trabajo como blogger de moda e influencer consiste en mostrar el lado bonito (fotogénico e instagrameable) de las cosas, de la ropa, de los viajes, de mi estilo de vida. Obviamente, todo eso existe, es real, lo veis cada día… pero hay mucho más. También os diré que es cierto que a veces una puede esconderse demasiado en todo lo superficial y no prestar la suficiente atención a todo lo verdaderamente trascendental. Es por eso que he querido participar, aprovechando que estoy de viaje en el paraíso (Costa Rica como habéis visto en mi Instagram), en los #30DAYSOFGOODKARMA de Rituals. Aquí tengo mucho tiempo para pensar (consecuencia directa de la falta de conexión a Internet) así que me he puesto bastante filosófica.

El karma se basa en la idea de que todo lo que nos pasa en nuestras vidas es una consecuencia de nuestras acciones anteriores; es el efecto de lo que hemos hecho, sentido o dicho anteriormente. En otras palabras, todos nuestros actos conscientes tienen un efecto, y somos los que definimos nuestra propia realidad. He leído más sobre el tema, pero si escribo más el post será interminable así que simplemente os voy a decir tres puntos que parecen fáciles pero que hacerlos bien no lo es tanto. Y estos tres puntos son en los que me estoy centrando, de verdad, conscientemente, durante estos 30 días.

rituals

En cuanto al primero, agradecer a la vida, es algo que siempre he hecho pero a veces por las prisas ya me levanto acelerada y no soy del todo consciente…

El segundo es mi gran reto. Parar. Esa gran palabra a la que tan poco atención prestamos…

Y el tercero, generosidad. Empecé con una pequeña causa pero que me llevó 2 semanas y mucho cansancio: decidí hacer una gran limpieza de ropa y donarla a la caridad. No venderla en mi shop online como suelo hacer, sino, simplemente, deshacerme de muchas cosas (algunas que usaba y otras que no) y cederlas a gente que lo necesita más que yo. Tengo la suerte de recibir a diario ropa y todo tipo de regalos pero a veces el ser humano tiende a acaparar, acumular y centrarse en sí  mismo… y para que veáis como funciona la Ley del Karma: al día siguiente de donar 50 bolsas de ropa, me escribieron 2 marcas nuevas para colaborar mensualmente durante todo este año (eso significa que cada mes recibiré mucha más ropa). Es como si al hacer espacio en mi casa y en mi mente, nuevas cosas pueden entrar…

IMG_0944

Los productos de la colección de edición limitada The Ritual of Karma me ayudan a meterme más en el papel, a relajarme y pensar… además de tener un olor que describiría como “el olor de que ya es verano”… será por la flor de Loto y por la Bergamota. Me encanta echar un poquito de spray en las sábanas y ducharme con su espuma (la textura es increíble). Espero que os haya gustado este post y, ¿os apuntáis al reto de los #30daysofgoodkarma? Un besito enorme.

IMG_09473 30-DAYS-OF-GOOD-KARMA-RITUALS